El Concierto de Año Nuevo de Viena

0
52
Fiona McGee y Daniel Vizcayo en el Ballet de Año Nuevo 2022 de Viena. Foto: ORF – Hubert Mican

El tradicional Concierto de Año Nuevo de la Orquesta Filarmónica de Viena de este año 2022 fue dirigido por nuestro apreciado maestro Daniel Barenboim, en lo que marca su tercera experiencia al frente de la actuación más importante de la temporada musical. Es que este espectáculo es visto en todas partes del mundo en directo, y para conseguir entradas hay que anotarse en una larga lista, que luego de someterse a sorteo, se adjudican a los acreedores de ese privilegio.

El primer vals del programa fue el ‘Phönix Waltzer’, muy alusivo por cuanto la sala se volvió a llenar de público (enmascarado), luego de que el año pasado estuviera totalmente vacía. Para ingresar se debía presentar certificado de vacunación y test actualizado.

Por televisión, además de la música, se ven videos realizados el verano anterior, uno largo durante el intervalo, que muestra las bellezas turísticas de para tentar a los espectadores lejanos, y otros de números de Ballet a cargo del Ballet de la Ópera.

Esta vez la coreografía correspondió al nuevo director Martin Schläpfer, con sus ideas modernas y originales, sobre la música del vals ‘Las mil y una noches’ de Johann Strauss hijo (opus 346).

Un conjunto de diez bailarines interpretó esta pieza, filmada en los salones y en la terraza del Palacio de Schönbrunn, que no es la primera vez que hace de marco al Ballet que se ofrece en la ocasión. Este año con mayor motivo, porque se cumplen 50 años desde que la UNESCO lo declarara Patrimonio Cultural de la Humanidad.

La pieza fue iniciada por la bailarina japonesa Yuko Kato, que participa en calidad de Senior Artist en la compañía. Llegó de la mano del Director Schälpfer, con quien trabajaba en Mainz. Bellos sus lánguidos movimientos que fueron acompañados por el ondear de las varias capas de su túnica, con el frente blanco con dibujos negros y por dentro un forro flotante, amarillo intenso. Su partner fue Ruggiero Failla.

Siguió el solo de Rebecca Horner, una vienesa de piel dorada, con largo vestido verde. Ella hizo gala de su expresividad -por la cual ha sido honrada con el anillo de Fanny Elssler- movimientos enérgicos, grandes jetés y delicado juego de brazos y manos, por la terraza y un salón de Schönbrunn.

En este salón entraban y salían los demás integrantes del grupo, en animada danza, con destacado vestuario diseñado por el austríaco Arthur Arbesser.

Elena Bottaro y Ioanna Avraam lucían vestidos largos de amplias faltas de gran revuelo, Claudine Schoch uno azul con amplio tajo al costado por donde volaba el forro blanco, y por fin Fiona McGee con… tutú negro.

Usualmente hay dos números de ballet en los conciertos de año nuevo vieneses, y en 2022 el segundo estuvo a cargo de caballos blancos (Lippizzaner) de la Escuela de Equitación española de Viena. Con su tradicional organización y disciplina, bailaron al son de la música, al paso o al trotecito. Formados en cuadro, desfilaron en línea recta o trazando curvas, avanzando de costado perpendiculares a la pared, desplazándose con ligeras variantes. Se notan las horas y horas de entrenamiento tanto de ellos como de sus jinetes, al igual que los bailarines humanos. Por fin, formaron fila recta para un saludo final, los jinetes se quitaron sus bicornios todos en el mismo instante y llevaron a sus “pupilos” de vuelta a los establos.

La escuela está adjunta al Palacio Imperial llamado Hofburg.

El video turístico de este año contó con un detalle encantador: se inició en el gran invernadero de Schönbrunn, del cual se escapa una mariposa blanca (Apollofalter) con manchitas negras y coloradas, que se sigue viendo en todas las escenas, y en todos los lugares que se van mostrando, donde siempre encuentra flores para libar.

Como remate, luego del acostumbrado ‘Prosit Neujahr’, que entonan los músicos en perfecto unísono, Barenboim se dirigió al público en inglés y pronunció sentidas palabras refiriéndose a la emergencia colectiva que estamos viviendo: “como bien se sabe” mencionando que “esta no es sólo una catástrofe sanitaria sino también una catástrofe humana, por cuanto nos aleja a los unos de los otros”, instó a todos a no cejar en los esfuerzos de mantener lazos de solidaridad.

Personajes por orden de aparición:

  • Daniel Barenboim y los Filarmónicos
  • Bailarinas: Ioanna Avraam (solista, Chipre), Elena Bottaro (solista, Italia), Rebecca Horner (solista, Viena), Fiona McGee (Halbsolistin, Estados Unidos), Claudine Schoch (primera bailarina, Suiza), Yuko Kato (Senior Artist, Japón)
  • Bailarines: Calogero Failla (Halbsolist, Italia), Masayu Kimoto (primer bailarín, Japón), Marcos Menha (primer bailarín, Brasil), Daniel Viscayo (solista, España)
  • Caballos blancos de Lippizza.
Artículo anteriorOla Danza. Convocatoria
Artículo siguienteSugestivas metáforas
Vive en Viena, tiene un marido, dos hijas y dos nietos. Ama la música, la danza y la ópera. Aprendió guitarra de chica y piano de grande. Tomó clases de danza con Ana Kamien. Era economista pero al llegar a Viena prefirió escribir sobre sus tópicos preferidos. Así llegó a Balletin Dance que es su segundo hogar.