Obras de danza, música y teatro se presentarán en el marco de la segunda edición del ciclo La Ciudad en Escena en el Teatro Municipal Coliseo Podestá, entre ellas, Darkness de , representará a la ciudad de La Plata

 

Los jueves de marzo y abril tendrá lugar la segunda edición del ciclo La Ciudad en Escena en la sala principal del Teatro Coliseo Podestá de la capital provincial, una de las salas más grandes de la ciudad. Diez fueron las propuestas seleccionadas (siete de teatro, dos de danza y una de música), de las 127 que respondieron a la convocatoria abierta a finales del año pasado, para proyectos autogestionados. Las entradas tendrán un costo de $ 100 para fomentar un ciclo inclusivo y accesible para la comunidad platense.

En materia de danza contemporánea, se verá Las Bestias de David Señoran, a cargo de su compañía proveniente de la ciudad de Buenos Aires, y Darkness, la quinta creación de Romina Simone, estrenada en uno de los espacios independientes platenses, donde realizaron tres funciones en octubre del año pasado. No es la primera vez que la coreógrafa propone una de sus obras para el evento, intentando ampliar su horizonte hacia grandes audiencias.

En diálogo con Balletin Dance, afirmó que el ciclo representa una gran oportunidad para adquirir una mayor visibilidad en la ciudad y, al mismo tiempo, se trata de un desafío, ya que “es algo nuevo, que un grupo de creación independiente, realice una función en una sala con capacidad para 1058 personas”. El grupo está conformado por cinco bailarines clásicos del (Aldana Jiménez, Aldana Percivati, Devid Gómez, Leticia Taguchi y Valentín Fernández) y por la propia Simone, además de su rol como directora. Los intérpretes estaban en busca de experimentar nuevos estilos de movimiento y ella se encontraba buscando cuerpos para materializar sus ideas, explicó. “Que los bailarines formen parte del Ballet me permitió trabajar en un alto nivel de complejidad y profesionalismo”. También, a partir de este año, estudiantes de artes audiovisuales fueron incorporados al grupo con el objetivo de trabajar en la estética de la obra.

Parte de la reseña de Darkness formula: “Se abre una puerta, va a entrar una luz y algo más… se materializan nuestros miedos, pensamientos y deseos, los ojos no saben guardar secretos y los recuerdos se confunden entre los sueños”. Simone aumentó su descripción: “Darkness es una obra fantástica de cuarenta minutos de duración, que se caracteriza por ser oscura y por vagar entre dos mundos, uno real y otro irreal. A partir del imaginario, lo consiente e inconsciente se entrelazan en escena y la oscuridad se ve representada por cuerpos sin rostros y sombras con identidad y vida propia”. A pesar de ello, la pieza también tiene momentos de luz y esperanza, buscados a través de la iluminación y la música. Hay un solo personaje que representa la oscuridad con una máscara que oculta su rostro, este supuesto “demonio” aparece al comienzo de la obra para irradiar su oscuridad lobreguez y vuelve a escena hacia el final. Para darle un respiro al público, “la obra mezcla diferentes energías y los cuadros se continúan como si se tratase de una película, pero siempre con un carácter intenso, corporal y musicalmente hablando”.

En Darkness Romina Simone continúa el desarrollo de su propio sello compositivo, ligado a un estilo volumétrico, circular y tridimensional, que surgió luego de haberse perfeccionado con distintos maestros dentro del país y en el exterior. También, en diálogo con esta revista, la ahora docente del Ballet Contemporáneo del Teatro San Martín, contó que le gusta trabajar de manera inclusiva, permitiendo que los intérpretes transiten espacios de investigación y puedan hacer aportes propios a la producción, siempre teniendo en cuenta el mensaje que trasmite la obra.

Artículo anteriorTalento Reconocido
Artículo siguienteCambios de funcionarios
Melisa Salvo
Nacida en la ciudad de La Plata y corresponsal de Balletin Dance en esa ciudad. Tiene 21 años. Es estudiante avanzada de la Licenciatura en Comunicación Social en la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) e investiga la danza moderna con temática de su tesis de grado. Actual bailarina de la Compañía CIPAE dirigida por Juan Mallach. Se formó en danza contemporánea, danza jazz y danza clásica y se desarrolló como intérprete en diferentes musicales de la ciudad.