Buenos Aires se vende

0
123
Centro de Vestuario del Complejo Teatral de Buenos Aires, rematado.

El Centro de Vestuario Teatral del Teatro San Martín, fue subastado el mes pasado.

Un breve repaso por los acontecimientos. En diciembre del año pasado, poco antes del cambio de gobierno, la legislatura de la ciudad de Buenos Aires aprobó la venta de 181 inmuebles estatales, considerados -según esa norma- de “innecesarios”. Fue en la última sesión de 2019, el 5 de diciembre. Entre ellos las oficinas del Ministerio de Cultura que se ocupaban de la música, en Adolfo Alsina al 900, la misma cuadra donde está la redacción de Balletin Dance. Antes de terminar el año se encargaron de vaciar el edificio, computadoras, papeles, afiches y mobiliario. Nadie sabía dónde seguirían trabajando en 2020.

Pero ahora lo llamativo, ha sido la venta del Centro de Vestuario del Teatro San Martín, subastado de forma virtual y a un precio irrisorio (USD 396.973 para unos 600m2, de la calle Gregoria Pérez 3621). Se había inaugurado en mayo de 2015, financiado con mucho aporte privado (a través de la Ley de Mecenazgo) y mucho trabajo de la Fundación Amigos del Teatro San Martín (coliseo que integra el Complejo Teatral de Buenos Aires). En su apertura se destacaba el acondicionamiento edilicio, que favorecía en cuanto a luz, temperatura y humedad la buena conservación de las casi 40mil piezas de vestuario, escenografía y fotografía que formaron parte de la historia de los 60 años del Teatro San Martín. Se dijo que era “el centro de vestuario teatral más grande de América Latina” y fue declarado “de interés cultural”. Si bien no era un museo, recibía visitas guiadas.

Si bien el material estaba en ese inmueble desde hacía tiempo, no contaba con los requisitos necesarios para su correcta conservación (se habían estropeado bastantes vestuarios que también fueron reacondicionados). Se estima que se gastaron unos 10 millones de pesos y que las obras de refacciones realmente contaban con las mejores condiciones, que los elementos estaban perfectamente organizados y que habían desarrollado un software ad hoc, llamado Xirgu para catalogar todas las piezas. El lugar era fuente de consulta de otros teatros.

Fue en febrero cuando se hizo pública la noticia de la posibilidad de venta de este inmueble en particular, muchas fueron las notas aparecidas en diarios y revistas, y muchos expresaron su descontento, su asombro e indignación. Pensaban que la venta de esta “joya patrimonial del teatro porteño” se podría evitar. Funcionarios porteños aseguraron a comienzo de año que esto no sucedería, y que antes de producirse la venta, se encargarían de tener un lugar acondicionado que pudiese albergar la colección (con la misma tecnología que tenía este)…

La subasta se realizó el 19 de octubre, de forma electrónica, en: https://subastas.bancociudad.com.ar y nada se ha dicho sobre el destino de las prendas, algunas incunables que salvaguardaban el patrimonio del CTBA, nuestra historia teatral.

El Ministerio de Cultura de la ciudad de Buenos Aires, explicaba las maravillas del recinto en comunicados públicos, como éste en su perfil de Facebook (https://www.facebook.com/BACultura/photos/a.328669163847671/847325948648654/): “El Centro de Vestuario Teatral del CTBA es un renovado espacio destinado al sector de sastrería. Tiene la capacidad para albergar y almacenar, en las mejores condiciones, la colección de vestuario del que incluye más de 30 mil modelos.

En el marco de un proyecto de remodelación general y puesta en valor de los teatros de Buenos Aires, el encuentro entre el Ministerio de Cultura, el de Desarrollo Urbano, el CTBA y la Fundación Amigos del promovió la creación de un programa para preservar y organizar las piezas que integran esta colección.

Jueves 21 y viernes 22 de mayo hay visitas guiadas con reserva y cupos limitados para el público. Te. 4551-3334 A las 11, 13 y 15hs.”