Nuestras costumbres en la escuela

0
50

El 16 de noviembre la C√°mara de Senadores aprob√≥ por unanimidad el Proyecto de Ley de Ense√Īanza del Folklore en las Escuelas, impulsado por la senadora¬†Mar√≠a Magdalena Odarda, texto fomentado por la Academia Nacional del Folklore y la Comisi√≥n de Cultura del Senado, entre otros. Con esta media sanci√≥n de la C√°mara Alta, el proyecto estaba en condiciones de pasar a la C√°mara de Diputados de la Naci√≥n, para su tratamiento.

Se trata de un proyecto ambicioso, pues pretende incorporar la ense√Īanza de contenidos folkl√≥ricos en los niveles inicial, primario y secundario, de escuelas p√ļblicas y privadas de todo el pa√≠s. Para ello deja en manos del Ministerio de Educaci√≥n y Deportes de la Naci√≥n la definici√≥n, en consulta con el Consejo Federal de Cultura y Educaci√≥n, de las pautas de incorporaci√≥n de contenidos curriculares del folklore.

Carlos Molinero, miembro de la Academia de Folklore, explic√≥ al portal de noticias Por el Pa√≠s que¬†‚Äúnosotros proponemos que est√© incluido en todas las materias: historia, geograf√≠a, hasta en matem√°ticas, porque es el saber del pueblo, en todos y cada uno de los aspectos de la vida‚ÄĚ. Por su parte, el presidente de la instituci√≥n, Antonio Rodr√≠guez Villar, asegur√≥ que la ense√Īanza del folklore en las escuelas, ‚Äúes el proyecto m√°s importante de nuestra Academia‚ÄĚ.

Si bien varias provincias cuentan con leyes que incorporan el folklore en sus dise√Īos educativos (en la provincia de Buenos Aires por ejemplo, el cargo es de profesor de folklore y danza), el folklore en s√≠ mismo, a nivel educativo nacional, ha sido un tanto olvidado.