Danza Experimental

0
367
Nahir Marecos (Foto: Agustin Franzoni) y Stefanía Mateu (Foto: Knabiz Sativa)

Buenos Aires Experimental Battle, es una nueva propuesta organizada por Nahir Marecos y Stefanía Mateu que se llevará a cabo el 10 de diciembre en el Centro Cultural Trivenchi de la ciudad de Buenos Aires. Un espacio donde danza, libertad e improvisación serán protagonistas en su máxima expresión

 

Nahir Marecos (de 25 años) y Stefanía Mateu (27) son oriundas de San Martin de Los Andes y a los 18 decidieron viajar a la capital federal para continuar profesionalmente sus carreras artísticas, en danza y actuación. Ambas bailan desde muy pequeñas y ya en su adolescencia se vieron atraídas por la improvisación y la idea de desestructurar preconceptos de la danza, buscando originalidad y un estilo propio. A continuación un poco de lo que compartieron con Balletin Dance:

 

¿Cuál es su visión de la danza experimental?

Nahir Marecos: “Hay gente a la que le gusta bailar pero es más abstracta y quiere contar historias de otra forma, sin encasillarse. Existen muchos bailarines con habilidades corporales únicas, que no tienen un espacio donde compartirlo, porque por ejemplo, en el caso de las batallas que se realizan en nuestro país, son siempre de estilos de danzas específicos, a las que se debe asistir con técnicas, movimientos y saberes de esa danza en particular haciendo que la improvisación se encuentre limitada a eso. En cambio en las batallas de danza experimental, se puede improvisar con lo que surja en el momento sin estar limitado a nada.

 

¿Cómo surgió Buenos Aires Experimental Battle?

Stefania Mateu, integrante del espectáculo Nube (circo contemporáneo con malabares, baile y acrobacia) con el que recorre el mundo, señaló: “La idea surgió al vivir en carne propia la necesidad de contar con un espacio donde no haya ni una música ni un estilo determinado para bailar, en donde uno pueda compartir con el resto su flash personal. La inexistencia de etiquetas a la hora de bailar me permite encontrarme con una parte mía que siento muy real, muy presente, según el estado de ánimo, de las cosas vividas, de la disponibilidad del cuerpo que entra en acción en ese momento y salen cosas sin pensarlas. Puede generarlo la música o cualquier cosa que te esté pasando en ese instante. En este caso no importa lo bello, ni lo feo, ni si tenés o no técnica de una danza específica, es libertad y tratar de llegar al otro con tu verdad.

Desde esa necesidad empecé a buscar espacios donde saciarla. Nahir que es grosa en improvisación, tiene mucha data y experiencia en batallas, me confirmó que no existía ningún espacio con estas características en nuestro país, y que también había hablado con mucha gente sobre la falta que hacían. Así, le propuse hacerlo juntas”.

NM. “Se da mucho la charla con amigas bailarinas, que quieren sentirse parte de la cultura hip hop y de sus danzas, pero que no sienten que lo que hacen tenga que ver específicamente con algún estilo. Mirábamos competencias del exterior de danza experimental esperando que algún día se realicen acá. Así surgió la idea de poder abrir un espacio para integrar a todos los que tengan una visión propia de la danza, y quieran compartirlo sin necesidad de verse encasillados en un estilo en particular”.

 

¿Cuáles son los objetivos de BAEB?

NM. “Además de abrir un espacio para quienes mencionamos anteriormente, queremos darle crecimiento a este nuevo movimiento. Quienes integran el jurado son personas con trayectoria en ‘experimental’ para poder juzgarlo con una mirada crítica y profesional. Queremos generar algo interesante, algo fuerte. Abrir una puerta y ver hacia dónde va. No podemos especular mucho por ser la primera vez que se haga algo de esta índole en el país. Esta edición será para abrir la puerta a una nueva categoría de batalla.”

SM. Tomaremos el ejemplo de batalla convencional de las danzas urbanas 1 vs 1, modalidad performática.

Artículo anteriorResultado de creación
Artículo siguienteAudiciones
María Belén Arendt
Autodidacta. Estudiante de Lic. en Gestión Cultural de la UNDAV. Bailarina y docente de Hip Hop. Fotógrafa. Cursó Diplomatura en Operador Socio-Terapéutico en SEDRONAR. Colabora en organización de eventos culturales. Activista de la Cultura Hip Hop. Creadora del proyecto editorial Conexión Urbana Argentina.